Si eres de los que sabe disfrutar las cosas buenas de la vida, seguro que ya conoces Cala Bonita, el precioso restaurante ubicado en la idílica Playa de s’Estanyol, un lugar con sabor a la Ibiza más auténtica que, bajo la batuta del prestigioso chef Pau Barba de Can Domo, se ha convertido en uno de los lugares preferidos de los amantes de la buena cocina.

Deliciosa cocina mediterránea con algún toque internacional elaborada con productos frescos de la más alta calidad pensada para disfrutar sin prisa contemplando el mar y entregándote a ese dolce far niente que puede equipararse a la más pura felicidad.

Si eres un auténtico gourmet no hay duda que ya sabes de lo que hablamos, pero tal vez no  conozcas la otra línea de cocina que Cala Bonita ha desarrollado este año, una zona más informal en la que se mantiene esa filosofía de amor por Ibiza y las cosas bien hechas que impregna todo lo que hacen en este lugar incomparable.

Tapas Bonita te propone disfrutar en la barra platillos algo más ligeros pero igualmente excelentes como patatas bravas, huevos rotos con caviar, pulpo a la brasa, tortilla de patata trufada, vieiras con sopa de mango, dados de solomillo ibérico con foie y chips de boniato, o unas suculentas mini hamburguesas de angus que puedes degustar acompañados de gintonic premium o cócteles tan originales como el Mojito de naranja, el Martini con piña o el Caipifire, un vodka con mango, frambuesa y un toque picante, o si lo prefieres, con zumos naturales elaborados al momento.

A partir de octubre puedes disfrutar a diario durante el día y también los sábados por la noche de las exquisiteces del restaurante, menos los martes y miércoles que cierran para descanso del personal, pero también tienes la opción de probar sus deliciosas tapas desde las 14 hasta las 20 o 21 horas, el perfecto final que pone el broche a un maravilloso día en la playa.

Cada semana te ofrecerán además jornadas especiales en la zona de tapas en los que aparte de los platos de siempre habrá propuestas culinarias centradas en productos como las ostras, el jamón o el marisco, siempre maridadas con vinos o champán para realzar todo su sabor.

La carta de otoño también traerá a las dos líneas de cocina de Cala Bonita nuevos platos pensados por Pau Barba en función de productos de temporada como setas o trufas. Una oferta irresistible para degustar disfrutando de este paradisíaco rincón de Ibiza que rezuma tranquilidad y belleza.